Vivir con estrés, ansiedad y depresión en el país más feliz del...

Vivir con estrés, ansiedad y depresión en el país más feliz del mundo

450
0
Compartir
Mindfulness Costa Rica
Mindfulness Costa Rica

Cuando la vida nos presenta circunstancias difíciles tales como pérdida, ansiedad, depresión, infelicidad o insatisfacción, ¿a dónde recurrimos para buscar ayuda? La búsqueda de soluciones a los problemas de la vida generalmente implica nuestro uso del pensamiento lógico, con la esperanza de resolver de alguna manera el problema.

Nuestro cerebro está perfectamente armonizado para este tipo de razonamiento. Se nos enseña a pensar lógicamente toda nuestra vida y, claramente, esto es lo que separa a los seres humanos de otras especies. Lamentablemente, los procesos de pensamiento lógico no siempre son exitosos a la hora de sanar muchas de las crisis que enfrentamos.

Meditación Costa Rica
Meditación Costa Rica

Creer que podemos encontrar una solución pensando lógicamente, buscando la salida de una situación (como la ansiedad o la depresión), en muchos casos puede empeorar el problema. Lo más probable es que haya sido nuestra mente pensante la que causó el problema.

Vivimos en un momento en el que estamos empezando a comprender que la ciencia médica moderna no siempre tiene la píldora mágica para nuestros problemas, sobre todo si los problemas son de naturaleza emocional o psicológica. En la mayoría de los casos, las soluciones ofrecidas sólo agravan el problema al prescribir medicamentos adictivos con efectos secundarios peligrosos.

Afortunadamente, estamos empezando a comprender que tenemos a nuestra disposición recursos internos a los que podemos recurrir para ayudarnos a enfrentar los desafíos de la vida. Sólo necesitamos saber cuáles son esos recursos y cómo cultivarlos.

Las prácticas contemplativas de la meditación siempre han buscado fomentar y nutrir estas habilidades naturales innatas que todos los seres humanos ya poseemos pero hemos olvidado cómo utilizar o no somos conscientes de que las tenemos. Es parte de nuestro ADN.

Las prácticas contemplativas más reconocidas que conocemos datan de más de 2500 años y la mayoría se originó en la India. Sin embargo, es muy reciente la adopción de algunas de estas prácticas en las sociedades occidentales, incluyendo Costa Rica.

Las prácticas contemplativas tienen muchas formas y tradiciones, incluyendo las más conocidas como el yoga, la meditación y el Tai Chi. Estas prácticas tienen un objetivo común, el de promover la conciencia, la comunión y la conexión con nuestro mundo interior y exterior.

La práctica que ha alcanzado una enorme popularidad en todo el mundo en los últimos 10 años, y particularmente en Occidente, se conoce como Mindfulness. Las comunidades científicas, académicas y espirituales han confirmado los beneficios transformadores de Mindfulness como un medio para mejorar nuestro bienestar mental y físico.

En el núcleo de Mindfulness está nuestra capacidad de ser conscientes del momento presente. Es una conciencia de momento a momento de nuestros pensamientos, sentimientos, sensaciones corporales y de nuestro entorno.

Para comprender plenamente la importancia de este concepto tan sencillo, es necesario reconocer que la mayor parte del tiempo estamos atrapados en procesos de pensamiento acerca de cosas que nos han sucedido en el pasado y preocupados por las cosas que sucederán en el futuro desconocido.

Ansiedad, depresión y estrés
Ansiedad, depresión y estrés

Para la mayoría de nosotros esta es una desafortunada realidad. Los pensamientos sobre el pasado y el futuro, generalmente, se acompañan de arrepentimiento, ansiedad y miedo.

Pero ¿por qué es tan importante vivir en el presente? Es la mejor oportunidad que tenemos para experimentar la vida plenamente. Mindfulness nos enseña que si cultivamos la conciencia del momento presente y prestamos atención a lo que está sucediendo en el aquí y el ahora, podemos crear una relación más sabia con nuestra vida.

La mayoría de nosotros no estamos despiertos en nuestro momento presente, estamos en un estado de pensamiento involuntario y de emociones que pueden salirse de control y conducir al estrés, la ansiedad y la depresión. Ser consciente es simplemente prestar atención, pero de una manera particular. Prestamos atención a propósito, en el momento presente, sin juzgar.

La meditación no es Mindfulness, pero es una técnica para ayudar a cultivar Mindfulness. Mindfulness es un estado mental, una forma de ser, que puede ayudarnos en todo momento a lograr la apertura, la conciencia y el enfoque.

Mindfulness puede ayudarnos a ser conscientes de múltiples dimensiones diferentes en nuestras vidas, tanto dentro de nosotros mismos como en el mundo exterior; pero una de las dimensiones más importantes es nuestra mente pensante y el flujo de pensamientos que se genera constantemente.

Líderes espirituales, psicólogos y neurocientíficos están de acuerdo con que nuestros pensamientos pueden ser perjudiciales para nuestra salud. Los pensamientos negativos, la rumiación, y los pensamientos sobre nuestro yo, nuestro ego y nuestra identidad parecen tener vida propia, donde perdemos el autocontrol y nuestra vida parece funcionar en piloto automático.

El enfoque de Mindfulness es cultivar el hábito de prestar atención y ser conscientes con respecto a lo que pensamos. Esto se puede lograr cuando meditamos formalmente y en cualquier momento en nuestro estado consciente.

Un concepto erróneo y bastante común de meditación y Mindfulness radica en que el objetivo es controlar nuestros pensamientos, y nada puede estar más lejos de la verdad. Tratar de controlar nuestros pensamientos sólo conducirá a la frustración y la decepción. El objetivo es ser conscientes de nuestros pensamientos sin juzgar. Simplemente observamos la mente y tomamos nota de nuestros pensamientos sin añadir a la narración o juzgar los pensamientos como buenos o malos, aburridos o emocionantes.

Cuando meditamos lo hacemos con mayor intención. Cuando no estamos meditando podemos continuar siendo conscientes de nuestros pensamientos a medida que van y vienen. A medida que desarrollamos nuestra habilidad y generamos nuevos hábitos, encontraremos que es más fácil ser conscientes de nuestros pensamientos, tanto cuando meditamos como cuando no lo hacemos.

RelajamientoSer conscientes de nuestros pensamientos nos permite crear una relación con ellos. Mindfulness se trata de crear relaciones sabias con diferentes aspectos de nuestra vida, incluyendo nuestros pensamientos, emociones, cuerpo y comportamiento.

De profunda importancia es entender que no somos nuestros pensamientos. Puede ser útil percibir nuestros pensamientos como nubes flotando en el cielo. Obsérvelas, tome nota pero no se identifique, no juzgue o se involucre demasiado con ellas. Deje que vengan y vayan y comprenda que nuestros pensamientos no definen quiénes somos.

Esto puede ser muy liberador y puede crear nuevas oportunidades para dar un paso atrás y obtener una nueva perspectiva de vida. Mindfulness puede ayudarle a regular sus pensamientos, emociones y comportamiento, permitiendo una relación más directa con la experiencia de ser humano.

En futuros artículos hablaremos más acerca de cómo Mindfulness, además de para nuestros pensamientos, también es importante en la creación de relaciones con nuestras emociones, nuestro cuerpo y comportamiento.

Si está interesado en aprender más acerca de Mindfulness y le gustaría recibir lecciones privadas sobre meditación para Mindfulness puede llamar al 8710-3172 o escribir a [email protected] La instrucción puede ser proporcionada a individuos, grupos o empresas.

Comentarios

comentarios

No hay comentarios

Dejar una respuesta